jueves, 13 de septiembre de 2012

FRENTE A LA DESHIDRATACIÓN CRÓNICA Y LAS ENFERMEDADES: EL AGUA ALCALINA



“Es la Deshidratación Crónica no intencionada la que causa el dolor y la enfermedad, incluyendo el Cáncer en el Cuerpo. Esta información ha sido ocultada metódica y fraudulentamente hasta ahora” Dr. F. Batmanghelidj, M.D.

Es importante prestar tanta atención a la cantidad y calidad de lo que se come como a la cantidad y calidad de lo que se bebe. Casi todo lo que tomamos es tremendamente ácido.
Veamos la siguiente tabla: BEBIDAS PH

Leche 6.3, Carne cruda 5.2, El Café 5, Coca Cola 2.4, Cerveza 4.5, Ron 3.5, El vino 3.4

Nuestra sangre y saliva tienen un pH algo superior  a 7 (7.3 – 7.4). Si ingerimos demasiados alimentos y bebidas ácidos estamos provocando la oxidación de nuestro cuerpo y el envejecimiento prematuro de las células. Pero al beber agua alcalina, estamos contrarrestando este fenómeno porque el  agua alcalina es  un antioxidante natural. Con esto  estamos haciendo que nuestro medio ambiente interno se alcalinice. En un medio ambiente interno alcalino, los tejidos  eliminan impurezas más efectivamente, el cuerpo se desarrolla mejor porque puede desintoxicarse más efectivamente que en un medio ácido. Los cuerpos de las personas con cáncer  están en un estado ácido y tóxico. Estos pacientes, después de solo dos meses de consumir cantidades adecuadas de agua alcalina y alimentos alcalinos logran liberarse de sus sufrimientos en materia de salud. El agua normal se puede convertir en agua alcalina con un poco de bicarbonato de calcio, pero no se consigue un agua con las propiedades hidratantes del agua alcalina obtenida mediante ionización o electrolisis. El agua corriente  de la llave tiene un grupo de moléculas que en número llegan hasta 30 lo que la hace difícil para que las células del cuerpo la absorban , mientras que por el contrario el agua ionizada reduce este grupo de moléculas a tan solo 4 o 6 lo que la hace mas hidratante. Hoy en día nos estamos llenando de ácidos en nuestro cuerpo convirtiéndolo de un cuerpo neutro a cuerpo ácido (con un pH menor de 7). ¿Cómo podemos comenzar a subir ese pH y eliminar esos ácidos del cuerpo?. Pues tomando agua alcalina todos los días. Normalmente nuestro cuerpo está capacitado para eliminar los ácidos, pero como día tras día lidiamos con un 70 - 80% de ácidos solamente podemos eliminar una parte de esa carga ácida. ¿Y qué pasa con esa otra parte que no podemos eliminar? Pues es muy sencillo, esa parte que se acumula en nuestro organismo  convirtiéndose en depósitos sólidos ácidos. Estos dan lugar a la obesidad, la arteriosclerosis, la diabetes, la hipertensión, la artritis, etc. etc. Para limpiarnos las manos cuando las tenemos llenas de grasa, no usamos solamente agua ya que con solo agua la grasa no sale. Utilizamos jabón, ya que éste es alcalino y lo alcalino, recordemos, diluye el ácido (grasa). Cuando tomamos agua alcalina ella actúa dentro del cuerpo como un detergente (jabón) disolviendo todos los ácidos que después se pueden eliminar a través de la orina y/o el sudor. Debemos recordar que la grasa acumulada en el cuerpo es ácida. La mayoría de las enfermedades, especialmente las degenerativas, son causadas por la deshidratación del organismo ante la carencia crónica  de agua. El no ingerir cada día suficiente agua impide el correcto funcionamiento del organismo que necesita de este preciado líquido para que las múltiples reacciones químicas que se producen en él sean posibles. Pero lo que se debe ingerir es agua liviana, libre de desechos ácidos tóxicos  que realmente hidrate al cuerpo. La deshidratación crónica es la responsable - pero ignorada- de la muerte de millones de personas a causa de enfermedades que este estado ocasiona. Cuando un ser humano se deshidrata aparecen alergias, asma y dolores crónicos en diferentes zonas del cuerpo (lumbares, de piernas, migrañas, colitis) que son los que dan aviso de que hay deshidratación de todo el organismo.
Cómo se manifiesta la deshidratación en el cerebro?.
El órgano que primero siente la deshidratación o falta de agua es el cerebro desde donde sus efectos se manifiestan en cualquier otra parte del cuerpo. Porque para  el organismo, la falta de agua o deshidratación equivales a un estado de estrés. Una  situación de estrés da origen a una mayor cantidad de información de la normal en el organismo que debe ser procesada o computada por el cerebro en el cual entonces se produce una dilatación capilar para poder asimilar este cúmulo de información. En esta situación, las neuronas liberan histaminas como neuromodulador que en exceso se convierten en una homotoxina más. En este punto, las funciones excretoras entrarán en funcionamiento para eliminar  la histamina  por la vía más habitual, que es la urinaria. Si la secreción por la orina no es suficiente, el organismo intentará eliminar la histamina por otras vías, como puede ser la excreción cutánea, a través de la piel donde aparecerá una irritación o eczema que la medicina convencional trata de redimir con el suministro de antihistamínicos que son fármacos supresivos de los síntomas. Sin embargo el contenido excesivo de histamina seguirá existiendo y al suprimir la vía cutánea de excreción, el contenido histamínico emigrará hacia otras zonas u órganos. Si se desplaza hacia el endodermo podrá provocar una crisis asmática en los pulmones. Si se orienta hacia el aparato digestivo, una úlcera gastroduodenal. La causa siempre será la misma: un exceso de histamina, pero la gravedad de la enfermedad será mayor si suprimimos la acción de la histamina en vez de canalizarla adecuadamente, favoreciendo su expulsión. Además, cuando se utilizan antihistamínicos el cerebro recibe menor provisión de sangre y, por tanto, de nutrientes. Y en ese estado muchas funciones de las células cerebrales empiezan a deteriorarse. Entre ellas, el sistema de transporte de los neurotransmisores a los terminales nerviosos. Por tanto, la falta de Agua liviana o deshidratación crónica  de las células cerebrales es la principal causa de las enfermedades cerebrales (Alzheimer, Parkinson, esclerosis múltiple , la depresión). El cerebro necesita un buen nivel de hidratación. Esto se consigue solo con agua alcalina, libre de elementos ácidos, pero que contenga minerales alcalinos como el calcio, el potasio, el magnesio y el sodio. Estos minerales son esenciales en el interior de las células tanto para la generación de la energía hidroeléctrica con la que se nutre como para el buen funcionamiento de los mecanismos de neurotransmisión.
                       IONIZADOR DE AGUA

OTRAS SEÑALES DE «DESHIDRATACIÓN»  DEL CUERPO:

LA ARTRITIS.

La artritis propiamente dicha es el  dolor e hinchazón en las articulaciones que afecta especialmente a dedos, rodillas y caderas. La artritis reumatoidea, se atribuye a un mal funcionamiento del sistema defensivo (inmune) y afecta más a menudo a las manos y los pies.
Para la medicina convencional no existe medicamento alguno para curar estas enfermedades condenando a los «enfermos» a padecerlas de `por vida sometidos a tratamientos con antiinflamatorios, analgésicos y otros paliativos peligrosos.
Pero los dolores articulares son otros de los indicadores de falta de agua y acidez  en el organismo, especialmente en la superficie del cartílago de la articulación afectada.
Los cartílagos de los huesos deben contener mucha agua para que no se deteriore por la fricción lubricando en ese estado el  movimiento de las articulaciones. En el estado contrario (falta de agua), la lubricación no es la adecuada, las superficies rozan entre sí provocando el llamado dolor artrítico. En este orden de ideas, bastará con incrementar el consumo regular de agua liviana (alcalina) que hidrate plenamente el cartílago y combata la acidez. El agua alcalina, aparte de no contener ácidos, limpia eficazmente al organismo de los elementos ácidos tóxicos causantes seguros de la artritis.

LA ARTROSIS.

Otra señal de deshidratación es la artrosis que se presenta cuando las superficies de los huesos de la articulación  por efecto de la acidez quedan  al descubierto (por la destrucción del cartílago). Este daño activa en el organismo un mecanismo hormonal  encaminado a reparar y remodelar la articulación. Pero se trata de un proceso de reparación que suele provocar deformación de las articulaciones

► EL LUMBAGO

Lo dicho anteriormente es también válido para las articulaciones vertebrales. Los discos intervertebrales y las articulaciones de la columna son los primeros órganos afectados en el cuerpo cuando hay deshidratación  afectándose ante todo el 5º disco lumbar -cuya función es tan importante para mantenernos erguidos- . Suele producirse en el 95% de los casos de problemas de columna. Cuando la columna se encuentra en malas condiciones se producen como consecuencia diversos problemas  musculares, entre ellos el lumbago —o lumbalgia—, familiarmente conocido como "dolor de riñones" aunque en realidad no lo causen éstos sino las alteraciones de las diferentes estructuras que forman la columna vertebral: ligamentos, músculos, discos vertebrales y vértebras.

► LA MIGRAÑA

La migraña es un indicador de que la temperatura corporal está mal regulada, es decir, es una dolencia que está revelando una especie de alteración por calor.
Todo esto se evita simplemente tomando regularmente agua liviana o alcalina fría para que baje la temperatura del cuerpo y del cerebro desde el interior y estimule el cierre del sistema vascular periférico cuya dilatación es la causa desencadenante de la migraña

LA DEPRESION

La depresión, la tristeza, el decaimiento  son el resultado de una deshidratación cerebral. Si aceptamos que el funcionamiento del cerebro se fundamenta en la energía eléctrica que se genera en el interior del cuerpo merced precisamente a la circulación del agua dentro del mismo, comprenderemos que al haber deshidratación el nivel de generación de energía disminuye especialmente en el cerebro. Ante esta situación de deshidratación muchas funciones cerebrales que dependen  de la energía eléctrica se vuelven ineficaces. Esa incompetencia funcional termina generando lo que conocemos como depresión que lleva en últimas a lo que conocemos como «Síndrome de Fatiga crónica». De igual manera, es conocido el hecho de que cuando el  cuerpo se encuentra carente de agua, pone en marcha muchos procesos fisiológicos iguales a los que activa cuando atiende una situación de tensión o estrés, activando el sistema  renina-angiotensina-aldosterona (RAS). Este es un sistema hormonal subordinado a la activación de histamina en el cerebro que contribuye a regular la presión sanguínea y el volumen del líquido extracelular

► TUMORES DE MAMA

La deshidratación crónica, el estrés y la secreción persistente de prolactina tienen una relación directa con la transformación en cáncer del tejido glandular del pecho. De aquí se desprende que la toma diaria de agua alcalina, sea una medida preventiva del cáncer de mama en las mujeres y de próstata en los hombres.

► ESCLEROSIS MULTIPLE

La membrana celular está compuesta por dos capas separadas por agua donde flotan enzimas que llevan a cabo reacciones bioquímicas que contribuyen al adecuado desempeño del  metabolismo celular. Cuando en el cuerpo no hay suficiente agua (deshidratación o acidez), como consecuencia, las funciones celulares se ven negativamente afectadas. Y ante la necesidad de agua, el cuerpo, como dijimos anteriormente, segrega histamina a lo largo de todos los nervios del cuerpo con el fin de que la circulación de la sangre que lleva el agua a las células sea mayor, provocando a la larga inflamaciones y lesiones en los nervios, ya que la histamina termina comportándose como una homotoxina. Este proceso neuroinflamatorio ha sido etiquetado con el nombre de esclerosis múltiple.

► HIPERTENSIÓN ARTERIAL

Cuando hablamos de la depresión hicimos mención del sistema Renina-Angiotensina-Aldosterona (RAS). Este sistema es esencial en el control de la presión sanguínea; se activa para conservar el agua cuando ésta falta o cuando hay carencia de sodio (Na) en las células. Actúa estrechando la capa capilar y el sistema vascular originando, como consecuencia de ese estrechamiento,  un aumento en la presión arterial que conocemos como hipertensión. Los riñones necesitan suficiente agua para poder trabajar adecuadamente y cuando ésta última falta ellos limitan la orina. Pero no debemos abusar de esta capacidad pues corremos el riesgo de dañar los riñones. Al dañarse los riñones y siendo la producción de orina insuficiente se dispara el sistema Renina-Angiotensina-Aldosterona. El sistema renina-angiotensina-aldosterona representa un elemento fundamental en la regulación de los volúmenes y del equilibrio hidro electrolítico. En este sistema intervienen 4 órganos del cuerpo: Los riñones, los pulmones, el hígado y las suprarrenales. Cuando hay pérdidas del volumen de sangre o una caída o disminución  en la presión arterial (como en una hemorragia) este sistema se activa, para en últimas regular el volumen y la presión sanguínea.
LA ANGIOTENSINA, estimula la sed, la ingesta de líquido, el aumento de la presión sanguínea y por último estimula la corteza suprarrenal para la producción de ALDOSTERONA para que haya reabsorción de Na+ (sodio) a nivel renal. En el corazón, la ANGIOTENSINA incrementa el flujo de calcio y aumenta la fuerza de contracción del músculo cardíaco. Otra acción importante de este péptido es estimular a la Hipófisis para la  secreción de la VASOPRESINA u hormona antidiurética, la cual estimula la reabsorción de agua a nivel renal y produce la sensación de sed. Con esto el cuerpo trata de conservar la poca  agua que tiene y reclama  la que le falta. Todo esto como consecuencia de la deshidratación. La retención de sodio y de agua y el incremento de volumen tienen como resultado un aumento en la tensión arterial. Por lo tanto, la presión arterial alta es el resultado también de un proceso de adaptación a la carencia de agua en el cuerpo (deshidratación). Cuando bebemos menos agua de la diariamente necesaria la única alternativa que tiene el organismo para mantener los vasos sanguíneos llenos es  cerrar algunas capas vasculares. Por lo tanto, podemos decir de manera sencilla,  que tomar suficiente agua alcalina diariamente es el tratamiento esencial para la hipertensión porque ésta contiene más cantidad de minerales alcalinos y está libre de cloro, sales y minerales ácidos que nos crean más acidez. Mientras el cuerpo lucha por retener todo el agua que sea posible para vencer la deshidratación, los cardiólogos recomiendan diuréticos a los hipertensos con lo cual lo que consiguen es aumentar la deshidratación.!!!  Ellos asumen que la causa de este trastorno es la retención de sodio en el cuerpo cuando, en realidad, conservar el sodio en el organismo no es más que el último recurso del cuerpo para retener cierta cantidad de agua que le permita seguir vivo y funcionando correctamente. El agua es, por sí misma, el mejor diurético natural. Si las personas que tienen hipertensión y producen la cantidad de orina adecuada aumentaran su ingesta diaria de agua alcalina no necesitarían tomar diuréticos.

► EL COLESTEROL

Que la membrana celular se conserve en buen estado depende de la cantidad de agua que esté disponible para ella. Cuando el agua escasea en la parte extracelular el colesterol se encarga de impedir la pérdida de agua del interior de la célula. Por tanto, la elaboración de colesterol por parte del organismo y su depósito en la membrana celular no es más que el intento de proteger a las células de la deshidratación. Por consiguiente, el colesterol es una sustancia absolutamente necesaria en cantidades apropiadas. Su exceso lo único que denota es que la sangre no puede liberar bastante agua para atravesar la membrana celular y mantener, por consiguiente, las funciones celulares normales. En ese orden de ideas podemos decir que si aportamos al cuerpo suficiente  agua alcalina antes de ingerir alimentos  evitaremos la formación de colesterol en los vasos sanguíneos. Si con la toma de agua alcalina bajan los niveles de colesterol pero estos vuelven a subir otra vez debemos asegurarnos de que el cuerpo no tiene deficiencia de sodio.

► EL SOBREPESO

Cuando el nivel de energía del cuerpo baja experimentamos sensaciones de sed y hambre. Entonces el organismo moviliza la energía almacenada en la grasa pero para ello necesita poner en marcha los mecanismos de secreción hormonal. En muchos casos el organismo no puede esperar ese proceso porque tarda tiempo por lo cual la parte frontal del cerebro se encarga de obtener energía inmediata a partir del azúcar de la sangre o de la “hidroelectricidad”. Es por esta razón por la cual el cerebro recibe aproximadamente el 20% de toda la circulación sanguínea. En resumen, para cubrir las necesidades energéticas las células cerebrales   utilizan  el azúcar presente en la sangre (por metabolización de la comida) y el agua que convierte en energía hidroeléctrica. Pero cuando hay caída de la energía y se producen las sensaciones de sed y hambre se presenta un problema: el ser humano no sabe distinguir entre  la necesidad de agua y la necesidad de comida, por eso cuando estas señales llegan lo que tiende es a comer, creyendo que lo que se tiene es hambre. Al comer en exceso, al no entender que lo que el cuerpo pide es agua y no comida, se gana peso

► EL ASMA y LAS ALERGIAS

Tenemos que mencionar nuevamente el tema de las histaminas. Porque el asma y las alergias son indicadores de que el cuerpo ha tenido que recurrir a un aumento en la producción de histamina ante la falta de agua. Se ha comprobado que en los asmáticos hay un aumento  del contenido de histamina en sus tejidos pulmonares que da lugar a la contracción muscular bronquial. Los pulmones son los órganos que pierden  mayor cantidad de agua. La histamina se produce para evitar esta pérdida de agua. Obviamente que cuando el estado de deshidratación es considerable se libera una cantidad exagerada de histamina que termina actuando como una homotoxina más.

► INSOMNIO

Muchos de quienes padecen insomnio  pueden resolver su problema bebiendo antes de acostarse un vaso grande de agua y poniendo luego una pizca de sal en la lengua -sin tocar el paladar porque podría causar irritación, como ya dijimos- ya que ello induce el sueño en sólo unos minutos. La explicación es que con esa acción se altera el porcentaje de descarga eléctrica en el cerebro y ello provoca sueño. Hay gente que no toma agua antes de acostarse para evitar levantarse a media noche; pero su sangre se espesa y sufren pesadillas y tensiones. Cuando se levantan están más cansados y quieren seguir durmiendo. Es mejor tomar agua alcalina para tener sueños placidos y en la mañana levantarse como nuevo.

► SEXUALIDAD

Incluso las relaciones sexuales se verían afectadas por la deshidratación. Cuando el cuerpo está bien hidratado se dan todos los requisitos hormonales y fisiológicos para una vida sexual satisfactoria y una libido más que adecuada. Uno o dos vasos de agua antes de la relación ayuda a obtener una erección sostenida y más firme en los hombres y mayor lubricación en las mujeres.

El presente ensayo está basado en los estudios científicos adelantados sobre el tema de la deshidratación crónica y las enfermedades  por el Dr . FEREYDOON BATMANGHELID (Teherán 1931-2004).

No hay comentarios:

Publicar un comentario

NOTAS RELACIONADAS

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...